Escola de Cerámica de la Bisbal - Cursos de Verano - Fang Cuit 2019

Formas de comunicación

0

Decir que prácticamente todas las facetas de la cultura han sido transformadas por las nuevas tecnologías no es nada nuevo, y decir que las relaciones sociales están cambiando es algo que puede comprobarse en el día a día, más aún si tenemos cerca de nosotros a quiénes comienzan su integración social en estos momentos: los jóvenes. Entonces, ¿por qué tendría que ser diferente en el mundo del arte o la artesanía? Las artes, excepto en casos excepcionales, siempre han tenido un componente social, el artista no crea de forma aislada, sino que educa su creatividad en un medio social, conociendo a quienes le precedieron, absorbiendo influencias y, frecuentemente, investigando al tiempo que lo hacen otros con los que comparte experiencias (caso de los movimientos artísticos o grupos de artistas).

En el caso de las artes, las redes sociales, o Internet en general, son una herramienta insustituible (de momento) para estar en comunicación con otros creadores compartiendo experiencias. Quizá sea más romántico pensar en un sótano lleno de humo en Montmartre, pero hoy en día si quiero conocer la opinión de un ceramista con el que me siento identificado le envío un mensaje privado a través de facebook. Pero para que este sistema sea funcional hay que empezar por aprender a usarlo. Las redes sociales las componen personas, y hay que saber diferenciar la relación que tenemos con cada cual, mediante la utilización de las herramientas del sistema que nos permiten establecer filtros, darnos privacidad y separar facetas de nuestra vida. Las redes sociales deben ser sistemas de comunicación, pero en ocasiones se convierten en sistemas de pasar el rato, “hojeando” el facebook y diciendo si te gusta la foto que ha “colgado” alguien. Cuanto más centrado está tu círculo de amigos, más comunicación real habrá, más posibilidades hay de que los “amigos” de facebook se conviertan en auténticos amigos.

Otro tema interesante sobre las comunicaciones son los nuevos paradigmas en cuanto a las revistas digitales. El profesor universitario y especialista en comunicación digital, José Luis Orihuela, lo tiene claro: “(…) La superabundancia de información característica de la era digital, revela la importancia estratégica de los medios como gestores sociales del conocimiento. El análisis profesional de la información y su transformación en conocimiento se convierte en el nuevo vector de la actividad mediática. Es evidente; pero hay quien todavía cree que la comunicación digital debe ser el reino de la información masiva e informe.”

En cuanto al diseño de las publicaciones, cada vez se puede comprobar cómo la llegada de los dispositivos portátiles y táctiles, especialmente las tablets, está generando un nuevo tipo de revista. Después de años en los que, esperando la siempre aplazada muerte del papel, se desarrollaba un modelo de publicación digital, básicamente con el formato de una página web (el que tienen prácticamente todos los periódicos on-line que leemos habitualmente), se empieza a ver el camino por el que van las publicaciones, especialmente las revistas gráficas diseñadas para tablets, y ¡sorpresa! pueden considerarse como una vuelta de tuerca al diseño gráfico tradicional, ya que conservan el concepto de paginación, aunque mejorado gracias a las posibilidades digitales: galerías de fotos, vídeos, hiperenlaces, buscadores, etc.

Publicado en Revista Cerámica, número 129.

Print Friendly

Otras entradas de la misma categoría en Infocerámica:

Responder