Oferta - Suscripción a Infocerámica

Pero, ¿qué significa eso de que “la cerámica está de moda”?

0

 Wladimir Vivas

Desde hace tiempo la mayoría de las veces que la cerámica aparece en medios generalistas, revistas de diseño o las denominadas secciones de “estilo”, lo que vemos es, en el mejor de los casos, un desarrollo discutible de lo que algunos pensamos que debería ser la cerámica

Leemos artículos que hablan de que “la cerámica está de moda”, hay jóvenes “makers” que venden cerámica en modernas tiendas en los barrios más “chic” de las ciudades, vemos artículos sobre “la renovación de la cerámica”, y a diseñadores que parece que vienen a salvar una artesanía muerta.

¿Eso es bueno? ¿Debemos estar contentos de que la cerámica se ponga de moda? Quizá sí, pero también deberíamos reflexionar un poco sobre el modelo de cerámica que se está vendiendo. Generalmente los periodistas o medios que publican estos artículos no se preocupan en investigar sobre el movimiento artístico de la cerámica, simplemente cogen la idea de la “antigua-artesanía-de-la-cerámica”, y ofrecen el trabajo de jóvenes ceramistas y diseñadores como la renovación y salvación de un arte muerto.

En muchos casos, estas cerámicas se venden exclusivamente con técnicas del marketing más orientado al gran público, al consumo rápido: se trata de vender valores como una filosofía pseudo-oriental, terapeutica, diferenciarse comprando artesanía ¡pero que no se aleje de los estándares de Ikea!, que sea divertida, de colores básicos y texturas limpias, o mejor aún: blancas.

Incluso se ven cerámicas que, desde el punto de vista técnico, hacen sonrojarse a cualquier cerámista experto. Pero parece dar igual porque el “target” no es el cliente entendido y que aprecia la buena cerámica; no, el objetivo es el cliente que solo desea comprar un objeto “mono”, que combine con la moderna decoración del moderno estudio.

El zen se ha convertido en una moda “hipster”, de un cuenco lo importante es que quede bien en Instagram y las antiguas “figuritas” de la abuela se han transformado en super modernas figuras decorativas de alguna marca conocida o prestigioso diseñador.

Seguiremos, no obstante, pensando que la cerámica puede ser una artesanía, un arte, un material o una idea, pero siempre algo más que una simple moda pasajera.

Wladimir Vivas

 

Print Friendly

Otras entradas de la misma categoría en Infocerámica:

Responder